Todos sabemos cuáles son los alimentos más perjudiciales para la salud bucodental de los niños: las golosinas. Provocan caries a consecuencia de los ácidos creados por las bacterias que metabolizan los azúcares o almidones que contienen.

Tampoco hay que perder de vista el incremento en el consumo de bebidas blandas (zumos y bebidas refrescantes) que pueden desplazar a bebidas de alta calidad nutricional como la leche y que provocan efectos negativos en la salud dental. Hay que dejarlas como una opción de consumo ocasional.

Sin embargo, el chocolate es el dulce menos perjudicial, ya que está demostrado que una parte del grano del cacao posee contenidos antibacterianos.

En cuanto a los alimentos beneficiosos para la salud bucodental, hay que destacar el queso, rico en calcio y fósforo, que ayuda a equilibrar el PH de la boca, reconstruyendo el esmalte dental. También, la leche es un aliado que proporciona calcio y vitamina D.

Además, hay que citar a las frutas y los vegetales crudos que, al masticarlos, provocan gran cantidad de saliva, rica en bicarbonato que neutraliza los ácidos y evita la caries. Así, la manzana, por su antioxidante, ofrece una gran protección antibacteriana. Asimismo, todas aquellas frutas ricas en agua, como el melón y la sandía, son beneficiosas.

No hay que olvidar el agua, que limpia la acidez y elimina residuos de azúcar.

Por último, recordar que los alimentos que se ingieren dentro de una comida causan menos daño ya que se produce más saliva durante la misma y ayuda a disminuir los efectos de los ácidos.

© Cuidateycomesano 2014